Connect with us

Covid – 19 y las memorias para el futuro

#Opinión

Covid – 19 y las memorias para el futuro

Por Susana Parés, Docente Universitaria

El Ser Humano, hace. Enraiza su vida con los hilos de cada día y vincula pasado, presente y futuro. Deja sus huellas, algunas permanecen y construyen los hitos que reflejan nuestras culturas. Así, lo que el Hombre hace, adquiere “dimensión social”, en tanto produce su integración a la vida comunitaria con otros individuos, propiciando, sin duda, un incremento, progreso, en la calidad de vida de la comunidad.

Los monumentos emblemáticos, de increíble belleza, las obras que han propiciado el progreso, los diques, puertos, y también aquello más sencillo, que a veces se pierde materialmente, pero perdura en el relato cotidiano, en la historia familiar. Y otras que  reflejan su propia debilidad, miseria y maldad. Porque en esta vida , el Hombre despliega sus potencialidades, hace y va utilizando de un modo concreto el medio físico donde se desenvuelve (vida diaria, pública, privada, al desplazarse, aprovechando recursos) y esta manifestación que constituye la vida social, refleja el sistema cultural, económico, político y social en que se construye un grupo.

Es así que la forma o modo en que estructura la vida en sociedad, resultará en definitiva la expresión de la organización que ha asumido en las áreas políticas, culturales, económicas.

Pero también en este derrotero deja huellas de las propias miserias: guerras, esclavitud, holocaustos.

Otras veces, la vida, lo enfrenta a enfermedades,  fenómenos naturales destructivos, que no dependen de su propia conducta.

Y de pronto todo su poderío se refleja en la fragilidad sutil de la caída de una hoja en una tarde de otoño.

También en las grandes tragedias, ha sido capaz de dejar una huella de valentía y solidaridad. Otra veces el egoísmo, ha prevalecido sobre todo valor y allí quedan los recuerdos de perversas conductas: crematorios, cárceles infames, muerte y desolación.

Y ¿es prematuro preguntarse qué huella estamos dejando de nuestra conducta ante la pandemia del COVID-19?

¿Qué dirán las generaciones futuras sobre la “selección” de pacientes que pueden usar respiradores cuando escasean?

¿Qué dirán de los ancianos fallecidos, los refrigerados, los cremados sin ceremonias fúnebres?

Las honras mortuorias tienen un arraigo superior en casi todas las culturas.

Las infinitas, pequeñas y solidarias huellas de tantos seres anónimos, ¿se registrarán en algún sitio? Los equipos de salud, seguridad, auxilios, que dejan la vida de a pedazos día a día ¿serán recordados?

O sólo el encierro, o la mirada de los ancianos en las “residencias” buscando lo inhallable, o diálogo extraño de una persona con una Tablet, reflejada en alguna ventana, será sólo la ínfima huella de esta tragedia.

Mas en #Opinión

Suscribirte

Sí, soy humano*

Se ha enviado un mensaje de confirmación; por favor, haga clic en el enlace de confirmación para verificar su suscripción.
El email ya esta en uso
ingresa tu mail
Tienes que cliquear el captcha
El captcha no es correcto
To Top